La Diplomática - La Batalla del Siglo: Clinton vs. Trump

LA DIPLOMÁTICA - LA BATALLA DEL SIGLO: CLINTON VS TRUMP

Fecha de transmisión original: 10/06/2016

La Diplomática - Sección del noticiero "Primera Línea" con Vaitiare Mateos. 
(11:00 Hrs a 13:00 Hrs por AzNoticias; TV Azteca)



Hillary Clinton dio este martes un golpe que resquebrajó un techo de cristal –ese límite invisible a las aspiraciones de las mujeres- que hasta ahora parecía infranqueable. Clinton es la primera mujer que logra el respaldo necesario para competir a la presidencia en uno de los partidos más importantes de la mayor potencia del mundo. 
Es indiscutible que este evento es un paso importantísimo para el progreso de los derechos de la mujer en Estados Unidos. Como bien dice Hillary, a partir de ahora, cualquier padre podrá decirle a su hija que ella puede ser lo que quiera en la vida, incluso presidenta de la mayor potencia mundial.

Muchas personas dicen: “Qué tontería apoyarla sólo porque es mujer”. ¡Lo que nos faltaba! Digo… claro que es importante apoyarla por ser mujer, pero hay que apoyarla principalmente por ser una mujer SUMAMENTE preparada para la chamba de ser presidenta. Ya habíamos dado su perfil aquí: no sólo fue primera dama por ocho años, también fue senadora por el estado de Nueva York por otros ocho y cuadro años como Secretaria de Estado (bajo Barack Obama). Ha estado involucrada en temas como educación, salud, derechos de minorías, derechos de las mujeres. ¡Esta mujer es una verdadera fregona!

Los seguidores de Bernie se quejan también que el proceso de selección estuvo amañado. Pero la realidad es que esta es sólo la actitud de personas que no saben perder. Hillary Clinton recibió 3 millones más de votos que Bernie en total y ganó un mayor número de estados. ¡Así que no vengan con fregaderas!

Y cabe decir que su última victoria fue contundente. Ya desde el lunes, AP hizo un recuento de los súper-delegados que apoyan a Clinton y confirmó que llegaba al número mágico necesario para la nominación. Pero la candidata decidió esperar hasta el resultado de las primarias del último Súper-Martes para declararse ganadora. Y de hecho, salió victoriosa en Nuevo México, Nueva Jersey y California, tres de los estados más importantes de esta semana, por lo que su victoria estaba más que asegurada.

Hasta ahora, muchos de los seguidores de Sanders se mantienen escépticos de ella: lo cual es una estupidez. ¡En vez de luchar contra Hillary deberían unirse y luchar contra Trump!


De hecho, muchos seguidores de Bernie Sanders están diciendo que NUNCA votarán por Hillary Clinton, y que incluso prefieren votar por Trump. ¿Crees que el partido Demócrata pueda unirse tras Clinton? ¿Por qué tanto rencor?
Votar por Donald Trump es quizá la estupidez más grande que alguien pueda hacer, todavía mucho peor si tienes la “posibilidad” de votar por Hillary Clinton.

Pero sí… muchos seguidores de Bernie se embriagaron con la “Revolución política” que propone el Senador de Vermont. Ven a Hillary Clinton como parte de ese establishment podrido que debe de ser derrotado. Y por esto –en su lógica tarada- dicen que es mejor votar por Trump, porque él también es un outsider que no está corrompido por Wall Street y los banqueros (o ve tú a saber qué otras cosas). Creen que lo que importa en esta elección es “romper con el status-quo” a como dé lugar, y por eso Trump se presenta como un candidato predilecto.

Pero estos señores no entienden que Trump es en verdad lo más asqueroso que ha salido de las cloacas estadounidenses. Este señor es un racista, sexista, misógino. Propone una guerra económica con China, prohibir la entrada de musulmanes, construir un muro en la frontera con México y desmantelar a la OTAN (que dice es una organización “obsoleta”) No sólo eso, ya ha dicho que simpatiza con algunos autócratas como Vladimir Putin. Si Trumo llegara a ganara la presidencia, hay muchas posibilidades de dañar permanentemente las instituciones democráticas de su país.

Finalmente, Trump representa un evento cataclísmico en muchos sentidos. Y es momento de comenzarlo a tratar como eso. Quien se considera parte del Partido Demócrata no tiene más que hacer lo que es éticamente correcto: Votar por Clinton.

Más allá de lo histórico que es elegir a su primera mujer candidata a la presidencia, la victoria de Clinton también representa el primer freno contra las corrientes populistas que han marcado a esta elección. ¿Debe confiarse el electorado estadounidense? ¿Debemos confiarnos aquí en México?
¡De ninguna manera! Ya hemos platicado aquí de cómo esta campaña presidencial se vio secuestrada por el populismo: tanto el populismo de izquierda de Bernie Sanders como el de derecha de Donald Trump. Y aunque al tomar la bandera de los Demócratas, Hillary Clinton nos confirma que todavía existe cierta sanidad mental en Estados Unidos; la realidad es que esta batalla apenas comienza.

 Hasta ahora no hay ninguna señal de que  Hillary vaya a arrasar en la elección de noviembre. Las encuestas (en promedio) la colocan sólo 2 puntos por encima de Trump. También, ambos candidatos registran la mayor proporción de “percepciones negativas en su contra” (55.5% para Clinton; 58.4% para Trump).

Sumado a esto, hay que considerar que Trump vino a cambiar el tablero político como nunca antes se había visto. Su marca es atentar contra la emoción del electorado, poco importa que sus propuestas sean estúpidas o que mienta constantemente. Esto pone en problemas a Clinton, porque si ella argumenta con intelecto y razón, es posible que su mensaje simplemente no genere suficiente tracción como los mensajes incendiarios de Trump. Hay que reconocer que es MUY raro que un candidato que pudo mentir tanto y decir tantas obscenidades o comentarios racistas haya logrado salirse  con la suya (y de hecho, seguir recibiendo cada vez más apoyo).

Si alguien no ha estado siguiendo a las elecciones, es momento de que preste toda su atención. Porque es indiscutible que estamos frente a algo histórico: la posibilidad de un demagogo racista llegando a la presidencia o de una mujer sumamente preparada.

Y hasta ahora… esta elección es de pronóstico reservado.

No comments:

Post a Comment